CNT Dice
  • Funcionario o diputado que se vaya en busca de candidatura, si pierde ya no regresará: PAN

Graduaciones, golpe al bolsillo

*Padres de familia tienen que desembolsar hasta cinco mil pesos para las ceremonias

 Cd. Victoria, Tam.– Karina, quien estaba próxima a graduarse de la secundaria salió hace dos semanas de la escuela y cuando subió al carro de su mamá y le entregó la circular que habían mandado de la Dirección, casi se va de espaldas.
 
Tomó la hoja bond blanca tamaño carta. Estaba doblada en cuatro partes, lo hizo despacio, la abrió y comenzó a leer.
 
Leyó en voz baja, enumeró los puntos, hizo cuentas mentalmente y después y enseguida se llevó la mano a la frente. Exclamó una grosería que rápidamente reprimió con un “bueno, ni modo”.
 
Y es que, la madre de Karina tendrán que desembolsar casi cuatro mil pesos, tan sólo en la ceremonia cívica de entrega de papeles, sin tomar en cuenta la fiesta, a la que terminó pagando cinco mil pesos desde el mes pasado.
 
Karina y su mamá tienen que comprar zapatos, rentar la toga y el birrete, pagar la fotografía, cooperar para la renta del lugar de la ceremonia, dar cooperación para la misa, mismas que elevan sus costos justo en ésta temporada, además de la ropa de gala que tendrán que llevar a la fiesta de la noche y demás gastos derivados de las graduaciones.
 
MÁS DE 20 MIL EN LA MISMA SITUACIÓN
 
Esta es una familia de nivel medio y como ellos hay al menos unas 20 mil familias más que tendrán que modificar su presupuesto doméstico para poder cumplir con este requisito social.
 
Por ello, muchos de los padres de familia están en aprietos luego de que niños y jóvenes que concluyeron los diferentes niveles de educación básica, tienen que hacerle frente a los gastos de graduación van desde los mil hasta los cuatro mil pesos dependiendo la escuela y el nivel.
 
Según algunos padres de familia entrevistados, han comenzado con el calvario de los gastos de fin de curso y es que contrario a lo que se acostumbraba hace algunos años en los que los niños y jóvenes de estos niveles educativos, sólo recibían documentos, ahora se proyectan celebraciones como si se tratara de una graduación profesional.
 
A decir de los papás, hay instituciones en las que les llegan a cobrar hasta cinco mil pesos sólo en las celebraciones de graduación. Y es que ahora, hasta en preescolar realizan este tipo de festejos.
 
Por ejemplo, un niño graduado de jardín de niños hasta secundaria, gasta en promedio entre dos mil y cinco mil pesos, entre traje para el vals, anillo de graduación, zapatos, comida, foto y cooperaciones para misas y adornos de la escuela.
 
“Es un orgullo que nuestros hijos vayan cumpliendo sus objetivos escolares y terminen cada nivel, hay que celebrarlo, estoy de acuerdo, pero la verdad es que a veces las escuelas se quieren lucir tanto que hacen todo un show, que desde luego, pagamos nosotros, los padres de familia”, opinó Georgina Rangel, la mamá de Karina.
 
Y PARA LAS PREPAS ES MÁS GASTO
 
No es diferente la situación para padres de preparatorianos, quienes gastan en el anillo de graduación que va de mil a dos mil pesos, además de la fiesta.
 
Según la cotización en diferentes tiendas donde se venden artículos para graduación se pudo constatar la demanda de estos.
 
“En el kínder nos pidieron anillos de graduación, que si bien, nos hacen descuentos en una joyería que los mandaron hacer por mayoreo, es una cantidad que no teníamos presupuestada: son mil pesos. Lo bueno es que nos lo dejaron hasta en tres pagos, pero al final es un gasto que creo innecesario”, subrayó Jessica Garza, mamá de Mateo quien este año terminó su kínder y entrará a la primaria.
 
Por su parte, Deyanira Alanís, recalcó que su hijo se graduara de la primaria, por lo que sus gastos oscilarán entre los dos mil y tres mil pesos.
 
“Hasta el momento el anillo más económico que he visto es el de 479 pesos y el más caro es el de mil 660, a esto le sumamos el gasto de zapatos, uniforme, desayuno y la misa, mínimo uno se lleva unos dos mil pesos comprando lo más baratito”, resaltó.
 
CONSUMOS INNECESARIOS
 
Por su parte, Karla García Estrada, también manifestó que los gastos en esta época de graduaciones son exagerados para los padres, pues en las escuelas de nivel menor les exigen cosas como si se tratara de una universidad.
 
“No entiendo lo de la toga y el birrete, la renta está en 500 pesos y sólo es para la foto, me parece un gasto que no debiera ser, porque además se vienen otros gastos para la secundaria que nos dejan pobres”, dijo.
 
Y es que aunado al desembolso por el fin de cursos, vienen los que tienen que ver con el próximo ciclo escolar, que en algunos casos ya los hicieron, pero que de todas maneras hicieron un pago extraordinario.
 
“Es que tuvimos que pagar lo de la cuota escolar de la secundaria, y luego hay que comprar uniformes y los útiles escolares, además de otros gastos que tengo que hacer con mi otra hijas que sigue en la primaria, pero que hay que comprarle sus cosas”, indicó Juan Pablo Mendoza, padre de familia de una niña que pasa a la secundaria.
 
Y añadió: “Tan solo de la secundaria pagamos lo de la ficha, luego la cuota y luego hay que comprar lo que nos piden y antes de agosto lo de los útiles escolares. La verdad es que son meses muy complicados con los gastos”.
 
MÁS DEUDAS
 
Cabe señalar que hay escuelas, principalmente primarias y jardines de niños, en los que los padres son obligados a cooperar para fiestas de graduación y comprarle a sus hijos ropa y zapatos nuevos o de lo contario condicionan la entrega de papeles de los estudiantes, por lo que en ocasiones padres de familia se tienen que endeudar para poder conseguir el dinero y comprar lo requerido.
 
“Sabemos que hay papás que nunca cumplen, pero a veces por unos la llevamos varios, o sea, si uno o dos familias no cumplen por irresponsables, entonces a todos nos condicionan con lo de los papeles y el certificado”, apuntó Carolina, madre de familia de preescolar.
 
Y añadió: “Sabemos que hay familias con recursos un poco más limitados, pero hacen su esfuerzo y salen adelante con los pagos, pero me parece que los directivos deberían ser un poco más conscientes y evitar tanto gasto que al final no sirve de nada”.
 
Por su parte, otro padre de familia señaló que son tiempos de vender o de empeñar, sin embargo, destacó que son gastos que se tienen que hacer con tal de ver contentos a sus hijos.
 
“Vendí una bicicleta estática (que ya no usaba), para poder sacar lo de los gastos de graduación. Mi esposa pidió un préstamo en su trabajo para lo de las cuotas y los útiles, pero son cosas que hacemos cada año y que son necesarias”, añadió.
 
Pero hay otros que señalan que es un abuso y que lo que tienen que desembolsar es mucho para ese tipo de actividades que si bien son importantes, no deben ser tan caras.
 
“Con una ceremonia en la escuela basta. No tienen por qué hacer tanto escándalo. Sabemos lo importante que es graduarse de la primaria, de la secundaria y de la prepa, pero no es para tanto… creo yo”, añadió La señora López, mamá de dos alumnos que pasarán a la preparatoria y por ir en el mismo año escolar, el gasto para ella será doble.
 
AL FINAL HACEN EL GASTO Y APLAUDEN
 
Mientras tanto Georgina y su hija Karina se fueron a los almacenes que ofrecen créditos a meses sin intereses, ahí podrán surtir, al menos la ropa y los zapatos, e irlo pagando poco a poco.
 
Georgina será una de las tantas mamás que cuando el maestro de ceremonias mencione el nombre de su hija para que pase a recibir sus papeles, preparará su cámara fotográfica, se acercará al estrado, hará clic, aplaudirá, esperará en las escaleras, la recibirá con un abrazo y le entregará un ramo de flores.

1 comentario en Graduaciones, golpe al bolsillo

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*


error: El contenido de este sitio está protegido por CNT.